Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Pascual
  • sábado, 27 de mayo de 2017
  • faltan 302 días para el Domingo de Ramos

Imposición de ceniza en la parroquia sevillana de Ntra. Sra. de Lourdes


Antonio Rendón. El Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo son días de ayuno y abstinencia. El ayuno consiste en hacer solo una comida fuerte al día y la abstinencia es no comer carne. Este es un modo de pedir perdón a Dios por haberlo ofendido y decirle que queremos cambiar de vida para agradarlo siempre.

La imposición de las cenizas nos recuerda que nuestra vida en la tierra es pasajera y que nuestra vida definitiva se encuentra en el cielo. Al momento de la imposición de la ceniza sobre nuestras cabezas el sacerdote nos recuerda las palabras del Génesis, después del pecado original “Acuérdate, hombre, de que eres polvo y en polvo te has de convertir”, es una costumbre que recuerda a los que la práctica, que algún día vamos a morir y que el cuerpo se va a convertir en polvo. Es tradición dejar y no lavar la ceniza hasta que esta desaparezca por si misma.

La celebración de la santa misa, con la imposición de la ceniza fue en la sevillana Parroquia de Ntra. Sra de Lourdes La eucaristía estuvo celebrada por el Reverendo Manuel Navarro Balbuena, acompañado de muchos feligreses del barrio que llenaron la iglesia parroquial, para comenzar de esta forma tan significativa de la cuaresma, el camino hacia la Pascua. En su homilía el Rvdo. Manuel Navarro, destaco los pilares que nos cuenta el Evangelio para este tiempo de cuaresma: Ayuno, Oración y Limosna.

 

Fotos: Antonio Rendón Domínguez.







Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.