Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en el mes del Carmelo
  • miércoles, 15 de julio de 2020
  • faltan 256 días para el Domingo de Ramos

Lo que el Gran Poder ha unido.


Antonio Sanchez Carrasco. De mañana, muy de mañana cuando las palomas y las cotorras rivalizaban por la plaza en la que el tiempo se mide en madrugadas.

Y allí nos encontramos, gracias al Señor, muchas caras amigas de esas que se esconden habitualmente tras los visores de las cámaras de fotos cofrades.

Al unísono y en una perfecta coreografía nos fuimos acercando y disparando hasta el Señor. Alguien contó que en Madrid la frase “ahí vienen los ciriales” no se entendía.  El florista baratillero siguió a lo suyo rellenando jarritas.

La cara del Señor se aproximaba aún más, poco a poco, con esa sensación de la respiración bajo su túnica lisa. Sus ojos evocadores de la piedad y del dolor asumido.

Ya el dolor de tu rostro quedaba a un palmo de nuestros ojos, seguíamos llevándonos en nuestras cámaras la fuerza del que asume su destino y lo confirma sin género de duda.

“Señores abrimos en cinco minutos”. Los últimos disparos. Para que la eternidad de ese instante nos dure toda la vida.

Todos sabíamos quien era el último en recoger, porque José Luis siempre es el que más expande su tiempo. Debe de ser ese cinefilo que lleva dentro.

Salimos por la sacristía, fuera el día se va desperezando. Vamos a por el desayuno. Bar renovado y tostadas buenas y de bollo. Conversaciones de cofradías entre amigos. Un delegado de día que ha pasado a ver al Señor. Mientras la cola del médico del alma sigue creciendo. Una representación de Triana y su Esperanza en familia viene a ver al Padre.

Castellana para celebrar la unión. Se acaba la reunión. Nos vemos por las calles. Hasta pronto amigos.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.