Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Estival
  • sábado, 08 de agosto de 2020
  • faltan 232 días para el Domingo de Ramos

Provincia. Castilblanco de los Arroyos se rindió ante su venerado Patrón, San Benito Abad


Manuel Pinto Montero. Un año más en plena sierra de Castilblanco tuvo lugar la tradicional y popular Romería en honor de San Benito Abad, Patrón y Alcalde Perpetuo de la villa de Castilblanco de los Arroyos. El último fin de semana de agosto la tranquila Ermita blanca de San Benito se convierte en el punto final de una larga peregrinación para muchos sanbeniteros que desde distintos rincones de la comarca peregrinan hasta las plantas de este milagroso Santo. Cuenta la leyenda que estando unos segadores en su trabajo vieron acercarse a un joven monje con un pie ensangrentado que les pedía ayuda. Estos hombres acudieron en su ayuda y el joven monje les dijo que era Benito de Nursia y les pidió que construyesen una ermita en el lugar donde se había herido, otorgando de ese momento todas las bendiciones y ayudas a la comarca. 

Desde entonces la devoción a San Benito ha ido creciendo creándose Hermandades y asociaciones en distintos puntos de la provincia. Hasta las plantas de San Benito peregrinan cada año las Hermandades de Tocina, Cantillana y Brenes, así como numerosos devotos de El Pedroso, Burguillos, Alcalá del Río, La Algaba, Villanueva del Río y Minas y este año también un grupo de devotos han peregrinado desde Sevilla. 

Es el domingo a la caída de la tarde cuando el sol baña la portada de la blanca Ermita cuando San Benito Abad abandona por unas horas su Ermita portado por las mujeres castiblanqueñas. Con mimo y cuidado lo portan en su templete de madera tallada y dorada, posiblemente de principio del siglo XX.

Tras la salida de San Benito tiene lugar cada año el Sermón desde el púlpito exterior de la Ermita. Tras este sermón San Benito procesiona por la explanada de la Ermita hasta la Cruz donde las Hermandades filiales se despiden del Santo hasta el próximo año cuando de nuevo vengan buscando la blanca Ermita en mitad de la sierra de Castilblanco de los Arroyos.

Es difícil la datación de la imagen de San Benito ya que los expertos no se ponen de acuerdo. Algunos lo datan del medievo y otro de los siglos XVI o XVII. San Benito ostenta el patronazgo sobre Castilblanco de los Arroyos desde muy antiguo siendo en 2010 cuando es proclamado Alcalde Perpetuo de Castilblanco de los Arroyos y se le impone la medalla de oro de la villa por la gran devoción que el santo castilblanqueño despierta. 

Ya con la luna como testigo San Benito regresa a su ermita desde donde protege a todos su pueblo y tiene lugar la tradicional puja para portarlo hasta el interior de su Ermita finalizando de este modo uno de los días más grandes para el pueblo de Castilblanco de los Arroyos.

Fotos: Manuel Pinto Montero.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.