Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Ordinario
  • lunes, 06 de febrero de 2023
  • faltan 55 días para el Domingo de Ramos

Un regalo para el sueño de un niño. Hermandad del Rocio de Sevilla


El proyecto de las cartas: “Un regalo para el sueño de un niño” comienza por la iniciativa de una hermana (Inmaculada Quesada), que se pone en contacto con Cáritas para ver cómo desde la Hermandad del Rocio de Sevilla se podía ayudar a algunas familias a que sus hijos tuvieran un regalo el día de Reyes este año que tan fuertemente ha golpeado la crisis, sobre todo a los más desfavorecidos.

Una vez que Cáritas lo considera oportuno, se plantea el proyecto a la Diputada de Caridad, y a su vez los órganos adecuados, y valora como proyecto casi “obligatorio”. Se designa a alguien del área de Caridad como responsable y para la coordinación y apoyo, y se pone al servicio de este ilusionante proyecto las instalaciones y medios de la Hermandad.

El proyecto ha consistido en contactar con las familias indicadas por Cáritas, ya que son atendidas durante todo el año y conocen sus necesidades, previa coordinación con los Párrocos, Directores de Colegio y Responsables de las Instituciones, para que sus hijos hicieran una carta a los Reyes Magos en la que pidieran un juguete y algo de ropa o primera necesidad. Después las cartas se distribuirían entre los voluntarios: hermanos y familiares así, como amigos de hermanos de Sevilla para que se hicieran cargo de la compra de los regalos.

Inicialmente no sabíamos el nivel de respuesta, pues es un año difícil económicamente para todos, así que pensamos ser prudentes, no crear expectativas e ilusiones en niños para no atenderlos y nos marcamos un objetivo de llegar a unos 60 niños.

Pero gracias a Dios nos vimos desbordados por la cantidad de Hermanos que querían participar. Más de 250 voluntarios, bien de forma individual, en grupo de amigos que se han unido para hacerse cargo de muchas ilusiones, otros compartiendo cartas (nuestros jóvenes de la Hermandad que ha preferido usar en ello sus ahorrillos), otros donando regalos, papel para envolver, etc.

Nos hemos encontrado muchísima necesidad, familias en situación muy grave, niños muy concienciados. En la mayoría de las cartas los niños no piden juguetes, sino ropa y cosas de higiene….lo que pasa es que, y a pesar de las “riñas” todos los responsables de una carta han aumentado lo que le pedían los niños. Unos ejemplos:
  
De esta forma, se ha llegado a 300 niños y niñas de las siguientes instituciones: La Casa de Todos, Parroquia de San Pedro, Parroquia de la Concepción, Parroquia de la Resurrección, Parroquia de la Sed, Colegio Corpus Christi, Asociación Contra el Cáncer, y finalmente y como seguían llamando personas para colaborar, se incluyeron grupos con los que la Hermandad trabaja todo el año: niñas de Santa Ángela de la Cruz (en este caso no llevan regalo, solo zapatillas, guantes y bufanda), niños de las familias atendidas en los diversos proyectos de la Hermandad de Sevilla (economato, colonias de verano, etc.).
 
Todo ha sido posible por la generosidad de nuestros Hermanos, mención especial a Luis Quesada que con toda amabilidad nos ha cedido su tienda y almacén durante estos días para tener allí todo controlado, nos ha ayudado a envolver, a atendido a las personas que llevaban regalos, y en todo momento con una sonrisa y una entrega absoluta.

  

 
Algo igualmente importante ha sido la ilusión de nuestros “Reyes”, el esmero, el cariño con el que han envuelto los regalos, cómo los han traído, preocupados de que no se perdiera ni uno y  llegaran a su destino. Seguro que les llegará a esos niños no sólo el regalo, sino el amor y la ilusión con el que su Rey ha preparado su carta

Por parte del área de Caridad y Obras Asistenciales de la Hermandad ha sido una ardua tarea de entrega de cartas, recepción de regalos, comprobación, entrega, etc., pero hemos contado con el apoyo de la Hermandad, del Grupo de Jóvenes, y no solo ha merecido la pena, sino que para todos los que han participado, ha sido una experiencia no de caridad, sino de amor y responsabilidad.

Han sido muchas las personas que nos han pedido repetir el año que viene, incluso hacer un seguimiento de las familias que ellos han atendido por Reyes, con más tiempo esos sí, lo sentimos, no imaginábamos que tendría este alcance para un Hermandad de nuestro tamaño, que ha demostrado su grandeza de corazón, porque hay mucha gente no ha podido participar y quería.

No podremos ver sus caritas, pero vamos a estar muy nerviosos imaginándolos y sabiendo que en una casa habrá una familia que el día 6 de enero se despertará y podrá ver cómo los Reyes (algunos hasta de fuera de Sevilla) han hecho la magia de llevarle a sus hijos un regalo, una sonrisa, un poco de felicidad.

May Rodríguez, Diputada de Caridad y Obras asistenciales de la Hermandad del Rocio de Sevilla










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.