Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Pascua
  • viernes, 29 de mayo de 2020
  • faltan 303 días para el Domingo de Ramos

Sevilla es muy rociera. Manuel Enríquez Becerra


Sevilla es una ciudad que se siente muy rociera. No hay nada más que ver las hermandades del Rocío que tiene.

Ya que hablamos de hermandades, tiene seis. La más joven la hermandad castrense que sale de Tablada, El Cerro del Águila, Sevilla Sur, Macarena, Sevilla El Salvador, y Triana casi nada.

La ciudad hispalense para las fiestas es única, y en este caso para la devoción rociera, no iba hacer menos.

Todas las hermandades del Rocío tienen su idiosincrasia. Teniendo entre ellas sus rivalidades como en todo, pero la que se lleva la palma es la hermandad de Triana.

Digo lo de que se lleva la palma porque es la que más romeros lleva, y es la más antigua, quizás sea de las filiales la sexta, y la más sonada en la ciudad. Después está también la hermandad del Salvador que también lleva un buen ambiente a la aldea del Rocío.

Para que menospreciar, cada una tiene su encanto, sino que unas llevan más romeros que otras, y tienen su antigüedad que ya lo dice el refrán la veteranía es un grado.

La hermandad de Triana arrastra muchos peregrinos a pie, también es una hermandad que lleva artistas del mundo de la farándula, y eso también le da más popularidad.

El Rocío es una fiesta en familia, es decir que se reúnen familias y preparan carriolas, tractores con sus remolques, y los adornan lo más bonitos posibles con flores de papel, carriolas que les sirven para llevar todo lo que hay que llevar para un camino del Rocío. Hoy en día llevan preparado para poder dormir dentro de las carriolas, y donde llevar las mujeres sus trajes de flamencas, y todos sus menesteres.

También llevan sus duchas portátiles para poderse duchar para lavarse y  asearse del polvo del camino.

Muchos romeros y romeras van montados a caballo haciendo el camino, aunque, no todo el tiempo van montados a caballo, que también van a pie como os narraba al principio.

Normalmente son tres días de camino de ida, y tres días de camino de vuelta. En el camino no dejan de cantarse y bailarse los cantes por sevillanas, ya que es una romería y es todo muy alegre.

También salen parejas de novios en el camino del Rocío, es decir que se enamoran en el camino el hombre y la mujer, e incluso llegan a casarse.

La comida la tienen en abundancia van bien preparados de buenas viandas, el buen jamón, queso, gambas y todo lo mejor que haya a pedir de boca. También hacen sus buenos guisos. Así como de buen vino de manzanilla y sus respectivas cervezas, van muy organizados con sus neveras para que todo este fresco.

El Rocío es una fiesta de mucho gasto, hay quién se entrampa en un crédito para hacer el camino, y luego lo paga poco a poco.

Manuel Enríquez Becerra.

Fotos: Fco. Javier Montiel.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.