Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Corpus Christi
  • jueves, 30 de mayo de 2024
  • faltan 318 días para el Domingo de Ramos

Provincia. Restauración del manto-capa de la imagen de Santo Domingo del Convento de Madre de Dios de Carmona


Arte Sacro. En días pasados la Fraternidad Seglar Servita de Carmona presentó en el Convento de Madre de Dios los trabajos de consolidación de la capa de la imagen de Santo Domingo de Guzmán. Labor que se ha desarrollado dentro de su obra social de ayuda a las comunidades religiosas de Carmona.

La pieza restaurada es obra del siglo XVIII, realizada con probabilidad en el obrador de oro que existió en el Convento de Concepción de Carmona durante la segunda mitad de ese siglo.  De los grandes conjuntos bordados de las imágenes de los santos dominicos que poseyó el convento, sólo se conserva en la actualidad uno de ellos, hábito y esta capa, ya que el resto de los conjuntos se vendieron a diversas hermandades y particulares en los años 80 del pasado siglo.

Desde hace años la Fraternidad Seglar viene instalando el altar de culto del santo fundador y vistiendo la imagen, observándose el progresivo deterioro de la capa, razón por la que las religiosas ya habían dejado de usarla. A pesar de haber realizado hace años un armario para guardar la pieza de forma que no sufriera presiones, el terciopelo y la seda de forro se iban desgarrando: el soporte textil se encontraba, a excepción de la cenefa bordada, hecho jirones que ya habían comenzado también a afectar a la zona del bordado causando numerosas pérdidas de tejido base.

La Fraternidad seglar, de acuerdo con las religiosas Dominicas, optó por una labor que pudiera mantener toda la decoración original de panales, lentejuelas, la cenefa realizada en gusanillo…. Para lo cual se ha confeccionado un nuevo manto en terciopelo con tintada muy parecida a la original, colocándose sobre él toda la cenefa bordada, respetándose todos sus elementos y asegurando sólo aquellos que presentaban erosiones y desprendimientos, no siendo necesario la limpieza del oro ni de su decoración de lentejuelas, sólo cubrir los numerosos desgarros del terciopelo introduciendo pequeños fragmentos del tejido antiguo.

Ha sido un trabajo realizado y sufragado por diversos hermanos de la Fraternidad y que va a posibilitar no sólo que la imagen de Santo Domingo pueda seguir usándola para sus cultos, sino sobre todo salvaguardar esta pieza.

Las religiosas dominicas, expresaron el deseo de que la imagen de la Virgen de los Dolores usará esta pieza en sus próximos cultos.

Fotos: Orden Seglar.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.