Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Corpus Christi
  • jueves, 30 de mayo de 2024
  • faltan 318 días para el Domingo de Ramos

Manuel Antonio Ruiz-Berdejo Cansino restaura el azulejo del Gran Poder para el Columbario


 Arte Sacro. Como les hemos venido informando, ya está lista la Basílica del Gran Poder para acoger al Señor y a su Madre del Mayor Dolor y Traspaso el próximo viernes 14 de noviembre. 

Para entonces, ya estará también la primera fase del columbario de la Hermandad, presidido por un azulejo que ha sido donado por la familia Rodríguez-Palacios, el cual tuvo durante muchos años colocado en su casa familiar.

Es un azulejo espléndido del Señor. Obra de la fábrica de Manuel Rodríguez y Pérez de Tudela  fechado en 1921, con idéntica traza y dimensiones al que desde 1912 figura en la fachada de la Parroquia de San Lorenzo.

El encargado de la restauración de esta pieza cerámica ha sido Manuel Antonio Ruiz-Berdejo Cansino, joven de 33 años que tiene su estudio en la calle Monardes Nº 4- 1º izquierda.

Es licenciado en Bellas Artes en la especialidad de restauración, especialmente en pinturas y escultura. Concretamente este verano ha restaurado la Virgen de los Dolores de Palos de la Frontera y con anterioridad muchísimas obras pictóricas y escultóricas. En el 2003-4 formó parte del equipo restaurador de la Plaza de España.    

La restauración de este azulejo ha consistido en: Limpieza del mortero, desalación, limpieza vítrea, unión de las piezas rotas, relleno de la falta del soporte, reintegración pictórica, protección de la reintegración, fijación a un nuevo soporte y colocación del azulejo en el Columbario.

Datos técnicos

 Limpieza de mortero: consiste en quitar el mortero que tiene adosado en la parte trasera y laterales de todos los azulejos, para dejar la base y los cantos de este perfectamente limpio de todo lo ajeno a la obra. Este procedimiento se efectúa con distintas herramientas y bisturí.

Desalación: Seguiremos el proceso de restauración desalando todas las piezas en agua con jabón neutro, cambiando el agua tres veces como mínimo por piezas. Una vez desaladas se procederá a secarlas correctamente.

Limpieza vítrea: limpiar la parte vidriada con agua destilada, disolventes, con la ayuda de hisopos de algodón.

 Unión de las piezas rotas: se unen las piezas que estén rotas con un fuerte adhesivo, cuando están completamente pegadas las piezas se dejan reposar un tiempo.

Relleno de la falta del soporte: se rellenan las partes que faltan, tanto del soporte como de la parte vidriada, con un aglutinante duro y resistente a la humedad, que hará a la pieza cerámica más resistente.

Reintegración pictórica: consiste en reintegrar la película de color con pigmentos similares a los que posee la pieza original.

Protección de la reintegración: protector a los pigmentos que los fijará bien al soporte.

Fijación a un nuevo soporte: se decidió por colocar toda la pieza cerámica en unas planchas de aerolans, para la protección de la misma tanto de humedad como para la  movilidad de la misma. 

Colocación del azulejo en el Columbario: la conclusión del trabajo fue la colocación del retablo cerámico a la pared, con cubillos y tornillos de acero en el cuarto del Columbario donde permanecerá expuesto.

Fotos: M.A.R-B.C.

Noticia relacionada:

11/11/2008- Finalizan las obras en la Basílica del Gran Poder

10/11/2008- Avance. Finalizan las obras en la Basílica del Gran Poder










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.