Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Ordinario
  • martes, 25 de junio de 2024
  • faltan 292 días para el Domingo de Ramos

Zoido abre huecos en la lista. El análisis político de Carlos Navarro Antolín. Diario de Sevilla.


El PP busca salidas a los ‘descartados’. El portavoz adjunto, Ricardo Villena , dejará el acta de concejal para ocupar la vicepresidencia del Tribunal Ecónómico Administrativo, por lo que pasará de cobrar 36.000 euros a casi 65.000

Si todo matador de toros elige su cuadrilla, todo candidato tiende a formar su propio equipo a las primeras de cambio. El alcaldable del PP, Juan Ignacio Zoido , lleva poco más de cuatro meses en la carrera electoral por la Alcaldía y ya dispone prácticamente de cuatro puestos libres en la lista electoral si se compara con la presentada en 2003. Se trata, precisamente, de los cuatro primeros impares: el uno, el tres, el cinco y el siete.

Del número uno en las anteriores elecciones, Jaime Raynaud , huelga decir que no continuará en la Plaza Nueva. Incluso medita estos días si seguir o no en política una vez celebrados los comicios de mayo. A la número tres, la secretaria general del PP provincial, Dolores Rodríguez , se le augura más un futuro político en la Diputación Provincial que en el Ayuntamiento por aquello de la labor de peregrinaje de pueblo en pueblo que le corresponde por su cargo en el organigrama del partido.

Al número cinco y actual portavoz municipal adjunto, Ricardo Villena , se le ha buscado una salida que los primeros en reaccionar califican de retiro dorado. Sea como fuere, el veterano concejal, con 12 años de experiencia en la Plaza Nueva, duplicará su sueldo de las arcas públicas. Villena será vicepresidente del Tribunal Económico y Administrativo, un organismo creado al amparo de la Ley de Grandes Ciudades, donde pasará de cobrar los 36.000 euros anuales que le corresponden como edil en la oposición a los casi 65.000 asignados a su nuevo cargo, el mismo salario que un director de área en el Ayuntamiento.

Otro hueco con el que es prácticamente seguro que podrá contar Zoido es con el número  siete, ocupado por Dolores Meléndez, respetada por todos y única superviviente de la etapa de Soledad Becerril como alcaldesa tras la marcha de Villena. Todo sugiere que esta veterana y combativa concejal iniciará un merecido descanso.

Golpe de efecto

Zoido y sus colaboradores más directos llevan cuatro meses emitiendo mensajes de tranquilidad a los concejales del grupo, sabedores de que determinados gestos pueden desatar los nervios o provocar inquietudes nada convenientes para la convivencia diaria en los despachos de la Plaza Nueva. El candidato cuida hasta detalles como la elección de su compañero de viaje en la furgoneta al ir o  al volver de un acto. Nadie debe sentirse marginado o preferido respecto a otro compañero. Cuando es necesario, hasta sus asesores ceden el sitio del vehículo principal a los concejales.

Pero hasta ayer no se oficializó el primer descarte con vistas a una lista electoral que no se dará a conocer hasta después de Semana Santa. La noticia se produjo en la reunión matinal del grupo, convocada para preparar las propuestas al próximo Pleno. Zoido dio a conocer la salida de Villena del grupo municipal para ingresar en un órgano encargado de garantizar los derechos de los ciudadanos en su relación tributaria con la Administración local del que ya disponen ciudades como Madrid,  Barcelona, Valencia o La Coruña.

Villena entró en la Plaza Nueva hace doce años como jefe de gabinete del portavoz municipal y fue, posteriormente, delegado del Distrito Sur, delegado de Medio Ambiente, Parques y Jardines (entonces el miembro más joven del gobierno) y presidente de Lipasam, para comenzar, acto seguido, una travesía de más de siete años ya como concejal en la oposición. 

Zoido le pidió a Villena que siga colaborando en la campaña. Cortesía política obligada. Seguidamente, hizo público la noticia, que no deja de ser un descarte: “Ricardo da el perfil para este puesto”. El candidato cita rápidamente a dos miembros destacados del partido para ofrecer un mensaje de armonía y coordinación en  la toma de decisiones de cierta envergadura: “Alicia, Tarno y yo así lo entendemos”.  Está claro que Alicia Martínez , portavoz municipal, está en posición de fuerza en la actual coyuntura del PP provincial. Pero a Ricardo Tarno , presidente provincial, aún se le espera ver en alguna foto en compañía del alcaldable popular. Parece como si ambos siguieran caminos separados en el plano público, quizás por imperativos de la estrategia electoral, quizás porque personifican dos estilos muy distintos de hacer política. La oficialidad del partido insiste en que los dos trabajan al unísono en todas las reuniones que se celebran en la sede.

A Zoido se le ha visto visitar barrios de la ciudad hasta con su padrino político y presidente regional, Javier Arenas , como hizo el pasado 10 de noviembre, pero en el partido hay quienes hacen una porra para acertar cuando se fotografiará en un barrio con Tarno, presidente provincial.

Villena, por su parte, se muestra absolutamente satisfecho con su nueva responsabilidad, con ganas de “cerrar un ciclo” y de abrir otro ligado a su perfil profesional como licenciado en Derecho. En el partido se asegura que, efectivamente, ha sido él quien ha pedido dar este giro en su carrera política.

Tras anunciarse su marcha del Consistorio se produjo el lógico cruce de llamadas. Unos dicen que envidian su nuevo cargo, otros lo interpretan a la baja, como un retiro, y los hay que miran la realidad exclusivamente en lo que les puede afectar personalmente. Tal vez por eso prefieren aferrarse al mensaje que el candidato ha lanzado en diversos encuentros privados: “Nadie se va a quedar tirado”. Llegados a este punto, otro retiro dorado con el que contarán en breve los populares es el cargo que retiene para sí el propio Juan Ignacio Zoido , el de miembro del consejo de administración de la Radio y Televisión en Andalucía (RTVA). Una plaza bien remunerada, con un  desgaste político prácticamente nulo y que, bien explotada, sirve de plataforma para muchas relaciones sociales.

¿Rescates?

Zoido aludió ayer directamente a la facultad que le otorga la Ley de Grandes Ciudades, en caso de ser alcalde, para nombrar a dedo a tres miembros del gobierno. Con intención o sin ella, deslizó en ese momento el verbo “rescatar” al referirse a esta prerrogativa en el contexto de una conversación sobre el futuro de los ediles actuales. Los mensajes de tranquilidad al grupo de concejales son continuos. Incluso llama la atención el que hace referencia a la altas posibilidades que tienen de repetir en la lista aquellos que “la gente menos se espera”, lo que no deja de ser interpretado como un guiño a los colaboradores más directos de Raynaud (¿Irá por el siguiente impar de la lista, el número 9, Gregorio Serrano?). Todo sea por mantener la unidad, aunque necesariamente deba ser transitoria por los plazos que marca el proceso electoral.

Por supuesto, el partido jamás emplea el término “descartado” para referirse a nadie. Más bien al  contrario. Se insiste en que se apurarán al máximo los plazos legales para formar las candidaturas y en que Zoido tiene las manos “absolutamente libres”. Con el panorama parcialmente claro en los principales impares, resta por conocer la suerte de los pares.

Nota: Publicado en Diario de Sevilla el 8 de diciembre.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.