Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Ordinario
  • domingo, 27 de septiembre de 2020
  • faltan 182 días para el Domingo de Ramos

Dominicos de San Jacinto. Santo Tomás de “Aquí NO”


 Francisco Santiago. En este mismo portal cofradiero han conocido en primicia un hecho que posiblemente acontecerá en el año 2010. Uno de los pilares de la cría de ganado de lidia, concretamente los dominicos de San Jacinto, podrían abandonar el templo que llevan regentando 400 años con sus respectivas expulsiones y desamortizaciones.

Este templo, morada que fue de hermandades como La Estrella, Esperanza de Triana, Las Aguas o Rocío de Triana, es también uno de los grandes desconocidos para los sevillanos, quizás gracias al talante que ha mantenido dicha comunidad conventual con las hermandades y cofradías sevillanas, cerrándoles las puertas a cal y canto a las celebraciones por efemérides de Las Aguas (2001), La Estrella (2006) y Esperanza de Triana (2008).

Hay párrocos que sólo se acuerdan de las cofradías a la hora de rehabilitar o restaurar los templos, además de ahondar en los cepillos, pero hay vida más allá de estas dos cuestiones aunque choque la evidencia de un “No idolatrarás” con la costumbre sevillana y por extensión de todo España e Hispanoamérica, de dar culto o devoción a una imagen.

La concesión parroquial a la comunidad Dominica de San Jacinto concluye en el 2010, año en el que La Estrella y Monte-Sión, cumplen efemérides y, casualmente, tienen que ver con dicho templo y la Orden, respectivamente.

Esta comunidad de predicadores, que también fueron parte importante en la devoción al Santo Rosario, ha chocado en el siglo XXI directamente con la religiosidad popular, quizás confundiendo a los cofrades con el ganado bravo que tenían por crianza y que les ha dado multitud de reseñas en webs taurinas o incluso en la nuestra. O quizás, malinterpretando el apellido de su Santo más reconocido que, puesto en la visión de San Jacinto quedaría como Santo Tomás de “Aquí NO”.

Como bien indica el historiador Manuel Jesús Roldán Salgueiro, Este convento de San Jacinto fue el sexto masculino de la Orden en Sevilla, tras lo ya existentes de San Pablo, PortaCeli, Santo Tomás, Regina y Monte-Sión, todos estos sumados a los existentes femeninos, como el que queda actualmente de Madre de Dios.

Cosa curiosa, este convento se edifica sobre la antigua ermita de la Candelaria y gracias a un acuerdo con su Hermandad. Los trámites comienzan en 1603 y se concluye en 1623, trasladándose a su actual ubicación en la segunda mitad del siglo XVII, 1676, siendo el maestro arquitecto Matias José de Figueroa.

Cuartel de los Franceses gracias a los 100.000 hijos de San Luis, hospital en el trienio liberal y así hasta que con la desamortización de Mendizábal los dominicos pierden todas sus posesiones. No es hasta el siglo XX cuando los dominicos regresan a la ciudad y se establecen en el convento que da nombre a una de las calles más famosas de Triana: la de San Jacinto

Las Hermandades y San Jacinto

Aunque hasta nuestros días sólo han llegado Los Negritos y El Calvario como cofradías de negros y mulatos, en la segunda mitad del siglo XVII había una cofradía de negros en el barrio de Triana, que estaba instalada al final de la calle Castilla, a la cual pleitearon los dominicos al querer que se instalaran en su templo al dar culto a la Virgen del Rosario, pero la Hermandad, quizás con visión de futuro, cambio el título a su devoción por Patrocinio. Esto ocurría en 1673.

En 1755, según las crónicas del maestro e historiador Romero Mensaque, el Maestro Provincial de los Dominicos aprueba las Reglas de la Cofradía del Rosario erecta en el convento de Nuestra Señora de la Candelaria y San Jacinto, cuando los monjes criaban el ganado frailero anteriormente citado y que tanto gustaba para las corridas de rejoneadores.

Desde 1835, la Hermandad de La Estrella, fundada en el vecino convento de La Victoria, se traslada al de San Jacinto, justo el año en que los dominicos lo habían abandonado por la desamortización. Esta misma hermandad se encargó de restaurar y reparar el templo tras la revolución de 1868, reabriéndolo al culto en junio de 1878. En 1962 la Hermandad adquiere en la calle San Jacinto un inmueble para casa-hermandad, inaugurado en 1963. Ya en 1966, al ser erigido el templo en parroquia, la Hermandad obtiene el título de sacramental, encargándose de la procesión con Su Divina Majestad para enfermos e impedidos de la feligresía durante varios años y cuidando el Monumento de los Oficios de Jueves y Viernes Santo. En 1973 se acuerda adaptar la casa hermandad en Capilla, siendo bendecida el sábado de Pasión de 1976, saliendo por última vez de San Jacinto el domingo de Ramos, 11 de abril, para recogerse en su Capilla. 

En el año 2005, la Estrella celebra la efemérides del 350 aniversario de la venerada Imagen de Nuestro Padre Jesús de las Penas, realizando procesión extraordinaria con su Titular en enero de 2006 y recibiendo como agradecimiento el cierre de las puertas de la parroquia. Ya con anterioridad, en el año 2001, la Hermandad de las Aguas intentó celebrar en San Jacinto su 250 aniversario, pero también recibió la interpretación del apellido del Santo.

La Hermandad de la Esperanza de Triana, que de regreso a San Jacinto en 1910 tras su procesión se encontró con las puertas cerradas de su propio templo, aunque posteriormente los dominicos adoptaron la postura más “cristiana” y permitieron que entrara.

Este templo que hoy reniega de las cofradías, acogió en 1835 a la Hermandad de La Estrella, en 1867 se realizó un solemne traslado de la Virgen del Rosario de Los Humeros hasta su Capilla, en 1868 acogió a la Esperanza de Triana al perder su Capilla con la revolución y vio fundarse a la Hermandad de las Aguas a mediados del siglo XVIII y hasta 1982 tuvo capilla la Hermandad de Ntra. Sra. del Rocío de Triana.

Es como si el magnolio que hay en el atrio del templo, sirviera de muralla impenetrable para la que unos llaman religiosidad popular y otros Hermandades y Cofradías.

Diálogo relacionado: 18/11/2008-Diálogos en la calle. Acertó el diario, petición en Palacio, Victorio&Lucchino, la maqueta, correos electrónicos y SMS recibidos, y abandono de San jacinto. K-pirote.

Foto: Francisco Santiago.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.