Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Corpus Christi
  • jueves, 30 de mayo de 2024
  • faltan 318 días para el Domingo de Ramos

X años de Arte Sacro. Una poderosa pantalla. Manuel Ruesga Bono


Más de cincuenta años llevo con una cámara en mis manos, una ilusión que nunca se acaba ni se acabará. Mi carrera profesional ha pasado por varias épocas. El comienzo fue una Urana M3 que adquirí a los diecisiete años tras juntar unas pesetas sacrificando la compra de cigarrillos o de cartuchos de pipa que engullía en la general del Cine Rocío. Esa primera cámara sería la madre de mi loca y agradecida afición.

Con esa edad comencé a buscar a las cofradías en la calle, en una Semana Santa mucho menos concurrida que la actual. La falta de flash me obligaba a tener que realizar las instantáneas a plena luz del día, ya que por la noche poco tenía que hacer. Todo esto supuso para mí una fase de aprendizaje autodidacta tremenda ante la ausencia de grandes referencias. La excepción era el maestro Luis Arenas, pero en aquellos tiempos las fotografías sobre la Semana Mayor no tenía muchos adeptos, menos aún aficionados en la materia. Lo poco que se realizaba era de calidad, pero no existían los soportes donde poder verlas, disfrutarlas y, por supuesto, aprender de ellas.

Mi entrada en el mundo profesional se produjo gracias al padre Javierre, quien me dio una oportunidad en la redacción de El Correo de Andalucía. En un primer momento, me dedique sobre todo a la información gráfica, donde tocaba cualquier tema de actualidad sin perder de vista una de las cosas que siempre me ha cautivado: fotografiar las procesiones de esta nazarena ciudad. Tomando el camino de reportero, hice miles de imágenes con la perspectiva del reportaje, buscando siempre los detalles que se me venían a la vista. Para ello tuve que dejar de lado la foto del paso en su plenitud, y dedicarme a centrarme en lo que estaba pasando en su delantera, trasera o costados. Usaba películas de alta sensibilidad, llegando a forzarla para no tener que usar el siempre molesto trípode, más tarde unípode. La movilidad y los reflejos no es admitido por ese artilugio. El resultado era una original instantánea que fue ganando peso y era muy del gusto de los lectores de los distintos medios de comunicación en los que trabajaba.

En la actualidad, los aficionados realizan año tras año buenas fotografías de las cofradías durante el día y, sobre todo, la noche. Aunque siempre el resultado suele ser la misma estampa. Que me gustaría que se busquen los infinitos ángulos que nos ofrece nuestra bella y artística Semana Santa utilizando para ello con cámara en mano la sensibilidad que todos llevamos dentro como reportero.

Durante este decenio, Arte Sacro ha sido una poderosa pantalla en el que se han visto reflejados magníficos fotógrafos ya consagrados que han servido como referencia gráfica a muchos nóveles que han podido seguir tendencias y gustos fotográficos. Mención aparte tiene el papel que ha atesorado el portal como fuente de información sobre el mundo cofrade: ¡De chapó!

Foto: Francisco Santiago. 










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.