Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo Ordinario
  • lunes, 30 de enero de 2023
  • faltan 62 días para el Domingo de Ramos

Let it be rociero. Antonio Sánchez Carrasco


Fue un sueño de Paul McCartney en el que su madre fallecida le decía Let it be (déjalo estar) quien hizo que naciera una de las canciones míticas de la historia de la música.

Y allí estaba el Simpecado de Triana llegando frente a la casa de Gines cuando una camiseta me recordó aquel lema. Era el momento para que los hatters que tiene el Rocío salieran a flote como cada año.

Clichés prefijados que cada año en estas fechas vienen a razonar desde una órbita partidista lo que quieren razonar, la Fe. Y en una lucha entre la Fe y la razón a la corta siempre pierde la Fe, que no a la larga. Alguien envío aquel documental de Fernando  Ruiz Vergara de los 80 creo, impagable por las imágenes en cuestión que no por los argumentos. Un documental que se inicia  con recortes de prensa del accidente que mató a romeros en la Cuesta de las Doblas,  como si la Fe los hubiera llevado a la muerte,..., y así una hora y poco más. Una película prohibida un tiempo por la justicia pero no por nada religioso sino por unos testimonios sobre la represión en la Guerra Civil que derivaron en un juicio por injurias, que terminó con el cineasta culpable y esas partes eliminadas del metraje. Ahora se presenta como "sin censurar" pero que sepan quienes la vean que de la original no se recortó nada que tuviera que ver con la Fe , la Virgen o una supuesta censura eclesial,  fue la justicia de la transición quien paró y cortó el film, porque el cineasta perdió el juicio. Algo que no resta mérito a las imágenes que si al argumentario.

Y yo decía Let it be, porque hace años que este es otro de los bucles infinitos y melancólicos que año tras años asumimos los que vamos al Rocío como podemos.

Un Rocío atípico de recuerdos, de abrazos y de más tuits de carnaval que otra cosa. Pero pleno porque el Rocío es ver a otros rocieros que puedes ver en cualquier otro contexto pero tienes que verlos en la Aldea, presentarte con tu Simpecado y volver a Sevilla de vuelta cansao pero contento que diría la sevillana y sabiendo que un año más has podido llegar hasta las plantas de esa Virgen que llevó la Fe en su Hijo a carboneros, madereros y cazadores, antes de llevársela a todo el orbe cristiano. Y mientras el run run en las redes, drogas, cachondeo...y en tu cabeza en aquella reja resonando Let it be, let it be, let it be...

#LosLunesAlSol

Foto: Antonio Sánchez Carrasco.










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.