Arte Sacro
  • Noticias de Sevilla en Tiempo de Adviento
  • miércoles, 08 de diciembre de 2021
  • faltan 123 días para el Domingo de Ramos

La Virgen de la Piedad de La Mortaja porta ya la Rosa de Pasión, embajadora de las donaciones de órganos


Fco Javier Montiel. En un sencillo acto celebrado en la convento de la Paz, sede actual de la hermandad de La Sagrada Mortaja, se entregó la Rosa de Pasión que ya luce en su mano la Virgen de la Piedad, hasta la semana que viene que viajará hasta las manos de la Divina Pastora de San Antonio .

Al acto acudieron Pedro Avendaño, teniente hermano mayor de la Exaltación, Fco Javier Gómez, hermano mayor de la hermandad de San Bernardo, Juan Manuel Fernández, hermano mayor de la hermandad de La Mortaja, Reyes Pro, fiscal de la hermandad de la Mortaja y una representación de familiares de donantes y trasplantados.

Al comenzar el acto se procedió a encender un cirio con el lema "Luz de Vida", por los donantes y trasplantados. Posteriomente relataron sus experiencias algunas de las personas trasplantadas como Manuel Rodríguez, trasplantado de corazón, y Ana Salamanca, trasplantada de los dos pulmones. En nombre de los Donantes de Órganos habló Lola Coll; su marido Tomás fue donante de órganos porque ella y sus hijos lo autorizaron. Todos ellos son la prueba de que las donaciones son necesarias y que gracias a los donantes y los trasplantes hay vida después de la vida.

Posteriomente tomaron la palabra los representantes de las hermandades de la Exaltación y San Bernardo, que alabaron que esta Rosa de Pasión itinerante ha conseguido hacer una  “gran cadena de solidaridad y de vida” entre las hermandades de la Archidiócesis. Con su presencia se hace un homenaje a los donantes de órganos, se fomenta las donaciones, se lucha por la vida de los enfermos y se transmite Esperanza a todos los que esperan recibir un trasplante para seguir viviendo.

La Rosa de Pasión itinerante está logrando hacer una «gran cadena de solidaridad y de vida» entre las hermandades de la Archidiócesis de Sevilla. Con su presencia se hace un homenaje a los donantes de órganos, se fomenta las donaciones, se lucha por la vida de los enfermos y se transmite Esperanza a todos los que esperan recibir un trasplante para seguir viviendo. Esta «cadena» comenzó con la Virgen de las Angustias, Patrona de los Donantes de Órganos de Sevilla, después se llevó a la Virgen de la Estrella, Patrona de la Asociación Andaluza de Trasplantados de Corazón, pasó a la Virgen de las Angustias de Vera+Cruz de Alcalá del Río, ha estado también con Santa Lucía, la ha portado la Esperanza Trinitaria con motivo del XV Aniversario de su Coronación, la Virgen de los Dolores de la Hdad de Torreblanca, ha estado a los pies de la Virgen de la Esperanza Macarena, en la mano de la Virgen del Carmen del Santo Ángel durante los cultos dedicados en su honor, en la mano de Ntra Sra de Los Ángeles de la hermandad de los Negritos durante el triduo que se celebró con motivo del día de su festividad litúrgica, en el bastón de mando de la Virgen de la Hiniesta Gloriosa Coronada, en el tríduo con motivo del día de su festividad litúrgica, en la mano de María Santísima del Dulce Nombre de Bellavista en la Veneración durante los cultos en su honor, en la mano de Nuestra Señora de los Dolores del Cerro del Águila durante los cultos en su honor, en la mano de Ntra Sra de la Merced en los cultos y posterior procesión en su honor, en la mano de Santa María de Consolación Madre de la Iglesia de la hdad de la Sed durante la veneración, en la mano de María Santísima Madre de los Desamparados en su retablo para recibir a sus fieles y devotos, acompañando en su paso procesional a la Virgen de Montemayor para el Pregón de las Glorias, a Ntra Sra de las Lágrimas de la Exaltación en el triduo y la veneración, en la mano de Ntra Sra de las Mercedes durante la primera semana del mes de noviembre, coincidiendo con el luto de la virgen en honor por los hermanos difuntos, en la mano de la Virgen de las Lágrimas de la Agrupación Parroquial El Prendimiento de Olivares durante su primer Triduo y en la mano de la Virgen del Refugio de la hermandad de San Bernardo durante el triduo extraordinario y la Veneración con motivo del LXXV aniversario de la concesión del título de Mariana al escudo de armas de la ciudad de Sevilla.

Para finalizar los saeteros Ana Pérez y Javier Montiel dedicaron sus oraciones cantadas a la Stma Virgen de la Piedad.

Fotos: Fco Javier Montiel










Utilizamos cookies para realizar medición de la navegación de los usuarios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.